Imprimir esta página
Lunes, 08 Marzo 2021 18:06

UN PASO MÁS HACIA EL ABISMO

Escrito por Karlos Luckas

El hegemonismo marroquí, impulsado por el imperialismo yanki, sitúa a Canarias en uno de sus peores momentos de la historia

Como ya se anunciaba en el artículo anterior de este blog, Canarias se va aproximando a pasos agigantados hacia un abismo, a una situación verdaderamente catastrófica. La reanudación de la lucha armada saharaui contra Marruecos empieza a tener graves consecuencias: una renovada “marcha verde” organizada por Marruecos, promoviendo una emigración masiva esta vez sobre Canarias, las maniobras militares españolas en territorio canario, por tierra, mar y aire, ha significado una verdadera ocupación militar de las islas en “defensa de su integridad territorial”[1], y ahora, la respuesta viene en forma de maniobras militares yanki-marroquíes que se desarrollan a solo 50 millas de la isla canaria de La Graciosa, muy cerca de Lanzarote, y que se encuentran a solo 95 km de la costa africana, son un paso más, muy peligroso, de la política hegemonista de Marruecos.

Aunque los noticiarios estatales españoles lo silencien, como hacen igualmente con la “nueva marcha verde” hacia Canarias programada por Marruecos fomentando la invasión de la islas con la inmigración ilegal procedente principalmente del propio Marruecos y del África negra, como Senegal, Gambia o Guinea, la prensa local canaria viene haciéndose eco de una noticia realmente alarmante: la realización de maniobras militares por mar, aire y tierra a solo 50 millas de la isla de La Graciosa, en aguas territoriales de la mediana entre Canarias y el Sahara, que Marruecos ha declarado como propias. No podemos olvidar que justamente Marruecos ha declarado unilateralmente como Zona económica exclusiva, por tanto de soberanía marroquí las 200 millas desde la costa atlántico-africana de Marruecos, lo cual incluye al territorio de Canarias y sus aguas interiores, con independencia de lo que establezca el Derecho Internacional al respecto. Lo sorprendente es que el Estado neocolonialista español que tiene bajo su dominio a las islas Canarias, haya permanecido en un silencio cómplice, haciendo plena dejación de sus propios intereses estratégicos imperialistas.

Existe una serie de hechos incontestables, y que en absoluto pueden relacionarse con algún tipo de planteamiento alarmista o “teoría conspirativa”, son hechos. Vamos a verlos, y luego, valorarlos.

1º La presencia militar del imperialismo occidental en la región Canarias-Sahara Sahel no es nueva. Lo más cercano y graves es, lógicamente, la invasión marroquí del territorio del Sahara Occidental a partir de la marcha verde (6 de noviembre de 1975), aprovechando una debilidad extrema del régimen franquista (Franco ya estaba agonizando). Con anterioridad, en los años 60 del pasado siglo XX, Francia, principal potencia neocolonial en la región, utilizó el desierto del Sahara, en la parte sur de Argelia, para realizar pruebas nucleares que aún hoy, y por muchos años, por desgracia, se dejará sentir en Canarias, depositando periódicamente partículas radioactivas integradas en las calimas periódicas que sufrimos procedentes del desierto cercano[2]

2º Hoy la situación vuelve a ser crítica, sobre todo por dos razones: a) la creciente presencia de grupos yihadistas en la región del Sahel[3] que lejos de ser erradicados por los países afectados, a pesar de la colaboración neocolonial de Francia, España y EE. UU., se va incrementando como nueva estrategia yihadista ante la derrota del Daesh en Siria... b) la cuestión más grave y actual es la reciente realización de maniobras militares conjuntas yanquis-marroquíes en la región existente entre Canarias y Agadir, a menos de 50 millas de las islas canarias de La Graciosa y Lanzarote. Estas maniobras, constituyen un verdadero acto de provocación contra el Estado español y francés, un acto bélico por el cual se pretende a su vez dos objetivos: dejar en evidencia la decisión de los EE. UU. de adquirir un protagonismo imperialista en toda la región, para fortalecer su posición en África ante el avance de China; y dos, fortalecer la posición hegemonista de Marruecos como el “agente preferido” del imperialismo yanki en esta región N.O. de África, antes que las neocolonialistas España y Francia, potencias con las que EEUU tiene un cierto nivel de competitividad y rivalidad. La presencia del yihadismo es solo una excusa para intervenir con una fuerza militar ofensiva de ese calibre procedente de la Sexta Flota, con base en Nápoles, y pensada para la protección de los intereses imperialistas occidentales del Mediterráneo y el control imperialista del Oriente Medio[4]. Es fácil comprender que para combatir a unas guerrillas islamistas dispersas en la inmensidad del desierto Sahara-Sahel, provistas de armas ligeras, no se necesita el armamento ofensivo puesto sobre el terreno por EE. UU., apenas utilizado en la guerra de Siria[5].

3º Como sabemos, en noviembre de 2020 (se explica ampliamente en el artículo de KL de referencia), después de un largo e infructuoso proceso auspiciado por la ONU para la celebración de un referéndum de autodeterminación en el territorio del Sahara Occidental boicoteado por Marruecos con el apoyo de los EEUU., y sobre todo por los incidentes en la frontera sur del Sahara con Mauritania, entre Marruecos y las fuerzas armadas de la llamada RASD por el control del pasillo de penetración hacia el Atlántico, la RASD declara el fin del “alto el fuego”, con lo cual, se abre inmediatamente la posibilidad de enfrentamientos armados entre Marruecos y el F. Polisario. Es un momento histórico complicado para Marruecos, puesto que la posición de Francia y España no es tan clara en favor de las tesis marroquíes como lo fue en 1975, ni la posición de Mauritania (que teme ser absorbida por la estrategia expansionista marroquí del Gran Marruecos), ni la de Argelia, que ha encontrado en Mauritania un aliado estratégico frente a las pretensiones marroquíes. A esta situación de cambio de alianzas estratégicas se añade la crisis de Marruecos con Alemania, a la que considera “país, no amigo” por la actitud “dubitativa” ante las tesis marroquíes. De hecho en algún territorio federal de Alemania ha sido izada la bandera de la RASD, cuestión que ha creado una crisis diplomática entre ambos países.

4º Titula, con mucha fortuna, un periódico local de Las Palmas, La Provincia, que con estas maniobras “Marruecos saca pecho con “Ike” (en referencia al portaaviones yanki USS D. Eisenhower)[6]. Efectivamente, ese es el plan, dejar claro a las potencias neocoloniales española y francesa que quien tiene el bastón de mando en la zona será Marruecos, bajo el paraguas de los EE. UU., claro. Y que, en consecuencia, cualquier “maniobra estratégica” en la zona ha de contar con su opinión y conformidad. De lo contrario, se ven capaces de crear en la región de Canarias-Sahara-Sahel un verdadero avispero, en que la fomentada “nueva marcha verde” de la emigración programada hacia Canarias, como las maniobras militares de demostración de fuerza, no son sino dos muestras de ello.

5º Es curioso observar como los objetivos declarados para estas maniobras están precisamente destinados al control territorial de la zona atlántica del N.O. de África, de gran valor para el imperialismo yanki como para el expansionismo hegemonista marroquí sobre todo las pretendidas 200 millas de las aguas territoriales que se adjudica unilateralmente Marruecos. Se dice que el objeto del ejercicio es la simulación del “rastreo, interceptación y abordaje de un buque en la zona de exclusión económica de Marruecos”, es decir, aquella que según las leyes marroquíes constituyen su zona de exclusión económica de 200 millas[7], zona que incluye -por cierto- al territorio de Canarias. Ello va a significar una confrontación, más tarde o más temprano, entre Marruecos y España, puesto que la soberanía de Canarias en favor de Marruecos es reclamada abiertamente, con apoyo de los EE.UU. Y lógicamente, Marruecos quiere dejar constancia que tiene al ejército aliado-amigo “más poderoso” de la tierra a su lado, tal y como hizo con la “marcha verde”, y ahora forzando el reconocimiento yanki de la soberanía marroquí sobre el territorio del Sahara, y todo ello tiene un precio que pagar cual es la hegemonía imperialista yanki en África, con Marruecos como estado títere. Es decir, que estas maniobras van destinadas a dejar muy clara (y fortalecer) la política expansionista marroquí que podría poner en práctica en cualquier momento, con lo cual, se entenderá legítimo el control por este Estado de buques y aviones que se encontrarán en “sus aguas territoriales” y por tanto, las mismas Islas Canarias”. Esto supone una anexión marroquí “implícita” de Canarias. Y es por ello una situación previsible de muy graves consecuencias, sobre todo para la población de Canarias que se vería sometida, no a una potencia neocolonial como es el Estado español, sino lo que es mucho peor, una potencia de segundo orden, de cultura y religión completamente contradictorias con las dominantes en Canarias desde la misma conquista hispana, bajo el mando de una dictadura clerical, militar policial bajo el mandato de Mohamed VI y sus generales.

6º A tal efecto, ya han ido adelantando una avanzadilla de esta política lanzando miles de emigrantes hacia Canarias, con dos objetivos claros: 1) desestabilizar Canarias creando auténticos problemas logísticos y de derechos humanos elementales, que son aprovechados por el “humanismo buenista” de la izquierda para encubrir los verdaderos propósitos hegemonistas de Marruecos[8]. 2) dejar una “puerta abierta” para la introducción de yihadistas, algunos seguirán camino de Europa, pero otros se quedan en Canarias para cuando interese su uso desestabilizador máximo[9].

Conclusiones: Resulta muy curioso observar cómo la clase política de Canarias (todos sus partidos institucionales) mantiene un silencio absoluto sobre estas maniobras militares, que constituyen realmente una verdadera declaración de guerra al Estado español, y más específicamente, al mismo pueblo de Canarias, víctima de las consecuencias de ello. Apenas hacen algunas declaraciones institucionales relativas a la cuestión de la inmigración y siempre desde una falsa perspectiva humanista.

Constituye una excepción Sí Se Puede, partido ecosocialista, es decir, una reformulación actualizada de la experiencia reformista-nacionalista de la UPC (Unión del Pueblo Canario) que funcionara en la parte final de la Transición, y que hoy se encuentra bajo las redes de control de la extrema izquierda estatista y españolista que significa Podemos, pactando en 2015 las candidaturas conjuntas al Parlamento de Canarias y Cabildo de Tenerife y hoy son parte de la coalición del Gobierno de Canarias, junto al PSOE y Nueva Canarias.

La excepción de Sí Se Puede, ha consistido en emitir un comunicado[10], como tal organización, ante las maniobras militares USA-Marruecos en zonas limítrofes de Canarias. Pero la “denuncia” meramente de estas maniobras militares, en las que incluye el apoyo de la OTAN y la colaboración del Estado español por el uso de la Base de Rota, en Cádiz, incluso su relación con el proceso de inmigración masiva sobre Canarias desde el Sahara y Marruecos no es suficiente, aunque constituye un “excepción” apreciable.

La cuestión no es simplemente quedarse en la mera denuncia de un hecho que conocemos por la información de la prensa local. Hay que hacer un análisis político estratégico más coherente con una practica revolucionaria. Por el contrario, Sí Se Puede se limita a exponer el hecho y a proponer una alternativa política pacifista trasnochada que desconoce la verdadera política expansiva y neocolonialista que vienen organizando los EE. UU. y Europa. (OTAN), con intereses comunes, pero también en competencia entre ellos, de lo contrario como se explica el reconocimiento de la soberanía del Sahara sobre Marruecos que hace EE. UU. frente a la política tradicional europea respecto al conflicto del Sahara Occidental, de “encontrar una solución negociada en el marco de la ONU”, contraria a Marruecos en su política expansionista.

La defensa por parte de Sí Se Puede de un Estatuto de Paz y Cooperación, como mecanismo para “resituar el papel geoestratégico de Canarias”…haciendo memoria al pronunciamiento canario contra la OTAN en 1986, constituyen un verdadero “brindis al Sol”. El objetivo declarado de esta política de “contención”, y ya sabemos por la experiencia histórica lo que significan las “políticas de contención”, es decir, simplemente abrir la puerta al agresor imperialista, sin poner oposición. Evitar la implicación de Canarias en las zonas en conflicto de África (nuestros vecinos, dicen) es un mero deseo (de imposibilidad material) que tiene el grave peligro de desarmar políticamente al propio pueblo de Canarias, y a no prepararlo estratégicamente para enfrentar el problema real, en su total dimensión. Hoy (y siempre) el pacifismo nos desarma. La incoherencia de SSP, como ha sido siempre la línea clásica de la izquierda reformista, y sus movimientos anejos, es que dan una de cal y cien de arena.

Está muy bien y es muy valiente que algún grupo político denuncie estas maniobras militares yanki-marroquíes, y defienden una política de “paz para la región”…pero eso es propio de una ONG, de las buenas, claro. Pero un partido que dice defender los intereses del pueblo de Canarias ha de ser consecuente, y no quedarse en las ramas, en lo evidente, sin entrar al análisis de fondo, porque luego resultará que lo “bueno” de su denuncia se convierte en algo peor, en una ideología que paraliza la conciencia necesaria del pueblo de Canarias para enfrentar el verdadero conflicto. Los errores en el análisis histórico, en la línea estratégica llevan a este posicionamiento claudicante y pacifista. Debería SSP empezar por:

a) Reconocer que las Islas Canarias constituyen hoy una neocolonia interior del Estado nación imperialista español.

b) Que no se puede “rezar a Dios y al diablo, al mismo tiempo”. Porque ese partido está en colaboración directa con el grupo de gobierno de este Estado (PSOE-Podemos), y además lo apoya con sus diputados en el Parlamento y gobierno canario, y en infinidad de administraciones públicas, ocupando numerosos cargos públicos de este Estado opresor en Canarias.

c) Tiene que abandonar la política izquierdo-buenista de tratar de situarse “fuera” del conflicto real. Hay que mojarse y tomar partido por la revolución, y lo que eso significa: combatir de igual manera al yihadismo islamista que pretende anidar y expandirse en el territorio inmenso desde Canarias-Sahara-Sahel, y en toda África, al tiempo que al imperialismo yanki-europeo (y por tanto, español), y tácticamente, a la pretendida potencia hegemonista títere regional en ascenso, Marruecos, que ya está tomando decisiones y acciones bélicas nada menos que para anexarse el territorio de Canarias, y esclavizar a su pueblo, hoy con el apoyo de los USA, pero, llegado el caso, según en qué circunstancias históricas, con la doblegada voluntad del propio Estado español (como ya hizo con el Sahara).

d) Ante los acontecimientos actuales, debe pronunciarse tajantemente: 1) La inmigración magrebí-africana es un arma política en manos de Marruecos para desestabilizar Canarias. no es un acontecimiento de “derechos humanos”, principalmente. 2) Las maniobras/ocupación militar de Canarias por el ejército español no se efectúa para la defensa del pueblo de Canarias, sino de la defensa de la “integridad territorial neocolonialista española sobre Canarias”. 3) Las maniobras yanki-marroquí en zonas próximas a Canarias, no se denuncian con pacifismo buenista, sino con internacionalismo real con los pueblos africanos que sufren tanto al imperialismo occidental (USA-UE), (sin olvidar al chino y soviético), como al yihadismo islamista suní, con pretensiones hegemonistas en toda la región, pero sobre todo al hegemonismo marroquí que en su plan estratégico del Gran Marruecos incluye, lógicamente a Canarias.

Hoy más que nunca vale la consigna de Dos pueblos una misma lucha, referidos claramente al pueblo saharaui y al canario, porque la bota de Marruecos, que ya pisotea el territorio del Sahara, pretende hacer lo propio con Canarias. Pero sin olvidar que la solidaridad debe incluir a todos los pueblos y comunidades que sufren la opresión de un mismo Estado, como el de las comunidades ibéricas y resto de pueblos que luchan por la revolución.

[1] Ver artículo publicado en este blog: CANARIAS EN EL ABISMO: INMIGRACIÓN, OCUPACIÓN MILITAR Y EXPANSIONISMO MARROQUÍ

http://elsabiocinico.blogspot.com/2021/02/canarias-en-el-abismo-inmigracion.html

[2] “Detectan restos de residuos nucleares en la calima procedente del Sahara”.

https://diariodeavisos.elespanol.com/losjardinerostenerife/2021/03/detectan-restos-de-residuos-nucleares-en-la-calima-procedente-del-sahara/amp/

[3] Ver el informe

https://karlosluckas.blogspot.com/2021/02/canarias-en-la-encrucijada-una.html

[4] Curiosamente los planificadores y autores del atentado en Madrid del 11M eran originarios de Marruecos, básicamente del grupo islamista GICM (Grupo Islámico Combatiente Marroquí), y un líder fue detenido en Lanzarote, y condenado a 14 años en España, Hassan el Haski (alias Abu Hamza). La coincidencia también es que la religión musulmana dominante en Marruecos es la versión suní del islamismo, igual que todos los grupos yihadistas que actúan en el Sahel.

[5] El portaaviones “Ike” y cinco buques destructores del Destroyer Squadron 22, el USS Mitscher, USS Laboon, USS Thomas Hunder, USS Mahan y el USS Porter, así como aviones y helicópteros del escuadrón Ala Aérea Embarcada (Carrier Air Wing). Por parte de Marruecos están presentes en la Lightning Handshake 2021 la fragata Tarnk Ben Ziyad, un helicóptero Panther y dos aviones de combate ala de combate F-16 y F-5.

[6] https://www.laprovincia.es/lanzarote/2021/03/05/marruecos-saca-pecho-ike-38224842.amp.html

[7] https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/defensa/armada-marroqui-entrena-abordajes-estados-unidos/20201016130039174184.amp.html

[8] La llamada “Marcha por el Libre Tránsito”, que congregó a más de 1500 inmigrantes el sábado 6 de marzo 2021, en una manifestación por las calles de San Cristóbal de La Laguna, organizada a través de la llamada Asamblea de Apoyo a los Migrantes de Tenerife tienen la perversa función de forzar el apoyo del pueblo de Canarias a esta política expansionista e imperialista del tándem USA-Marruecos, ocultando el fondo de esta crisis geoestratégica, presentándola como actos dicotómicos izquierda-derecha .

https://www.eldiario.es/canariasahora/migraciones/cientos-migrantes-claman-laguna-libertad-seguir-viaje_1_7281321.html

[9] Dice al respecto un periódico local que el gobierno de izquierda PSOE-Podemos, en particular su ministro del interior “estrella”, viene perjudicando las labores de información sobre posibles entrada en Canarias de combatientes yihadistas aprovechando la inmigración favorecida y planificada por Marruecos https://www.eldia.es/canarias/2021/03/07/interior-margina-guardia-civil-control-39215226.html

[10] https://www.eldiario.es/canariasahora/sociedad/si-rechaza-maniobras-militares-conjuntas-marruecos-estados-unidos-norte-canaria_1_7278876.amp.html

Visto 772 veces